Hace unos cuantos días estuvimos en la mejor fiesta de cumpleaños del 2018, esa fiesta a la que quiere ir todo el mundo, la que se comenta desde meses antes que va a ser la caña, pues sí amigos y amigas, fuimos a Sevilla para poder celebrar el 10º aniversario del Monkey Week Son Estrella Galicia y estamos con el alma en pena porque no asimilamos que se haya pasado tan rápido. En las siguientes líneas vamos a comentar cuales han sido las cosas que más nos han gustado de este auténtico jolgorio musical, así que abrid bien los ojos y prestad atención.

  • Lo primero que hay que destacar es la cercanía de los sitios de conciertos, todo está cerca de todo y te permite moverte con facilidad para que exprimas al máximo la experiencia y puedas ver el máximo número de bandas posibles. Es cierto que tanto la Sala X, como la Sala La Calle y la Sala Even están un poco alejadas de la zona de la Alameda de Hércules que es donde se concentran la mayoría de los conciertos, pero una es contigua de la otra, así una vez que llegas a la zona donde se encuentran puedes moverte por las tres con facilidad.
  • Lo de combinar escenarios al aire libre con el espacio Santa Clara, el Teatro Alameda y las distintas salas es una puñetera maravilla, porque permite sumergirte en el ambiente de cada concierto y discurrir libremente por la atmósfera que crean las bandas en función del espacio donde toquen.
  • Seguimos sumando cosas que hay que destacar, ahora es turno la programación, mira que es difícil cuadrar horarios de más de un centenar de bandas, pero el Monkey Week lo ha hecho y además, con la entereza de programar a los grupos en varias ocasiones y en distintos escenarios durante los tres días que dura el festival, para que te organices con tiempo y puedas ver tu banda favorita si te la perdiste o por si quieres repetir.

  • La propuesta musical que ha construido el Monkey Week es digna de alabanza, ya que conecta estilos tan distantes entre sí como  por ejemplo el Trap, el Punk, el Pop o la música electrónica y el resto de variantes incluidas dentro de estos géneros dentro de un mismo festival.
  • La oferta gastronómica es otra gozada, alimentarse bien es muy pero que muy importante en un evento de este calibre y en ese aspecto, os podemos asegurar, que nos pegamos un buen tute a vermut, croquetas, cervecita y Huevos a la Flamenca. Se nos hace la boca agua.
  • Por último pero no menos importante, lo que más nos ha fascinado es la música, las bandas, los conciertos en directo. Hemos vivido auténticas experiencias reveladoras en los shows de GAFNadie Canta, se nos ha encogido el corazón y hemos soltado alguna lágrima con María Arnal i Marcel BagésPumukySan Jerónimo, hemos saltado y gritado como panteras en la selva con The ParrotsFuturo Terror, Biznaga, La Plata o It It Anita, hemos despegado del suelo abducidos por los sonidos oníricos de Los Manises, Shht o Trepat y hemos querido ser los malos de la película gracias a Los Nastys y Los Jaguares de la Bahía

No ponemos más razones para amar el Monkey Week porque faltan servidores en Google para almacenar todo el amor que nos ha hecho sentir este festival, lo bien que lo hemos pasado y las ganas que tenemos de volver. De todo corazón, esperamos volver el año que viene y soplar otra vez las velas con vosotros, eso sí, prometemos llevar regalos.

BANNER-TESLA