Moschino ha creado una colección para Barbie, la muñeca más famosa del mundo que ha servido de inspiración en más de una ocasión al director creativo de esta firma de moda italiana, Jeremy Scott.

Desde el principio, el lanzamiento de esta muñeca fue un gran éxito y la prueba más evidente es que, a pesar de su alto precio de 150 euros, se agotaron en unas horas. Evidentemente la gran mayoría de los clientes finales no serán niños, si no adultos coleccionistas que adoran a esta muñeca y la catalogan como un icono de nuestros tiempos.

Pero realmente lo más sorprendente y motivador del mundo de Barbie Moschino, es el anuncio publicitario que la casa de moda (no Mattel, fabricante de la muñeca) rodó para presentarla al público. Un anuncio en el que, por primera vez en la historia de la existencia de la icónica muñeca, un niño juega felizmente con Barbie.En este divertido anuncio, el niño protagonista, al igual que las dos niñas que juegan con él, va vestido al más puro estilo Moschino, moderno, diferente, fuerte y divertido;  un estilo que lejos de la intención de caer en absurdas etiquetas, es simplemente perfecto porque encaja con la imagen que transmite la muñeca y la colección que se ha creado para ella.

barbie moschino

Gritan emocionados que Barbie Moschino es cool, es fabulosa y es feroz, mostrando que tanto niñas como niños son felices jugando con Barbie, que no hay nada de malo en ello y dejando a un lado los roles de género tan arraigados en nuestra sociedad. Estos niños nos proponen olvidar marcados estereotipos, apostando por su libertad para elegir disfrutar de su infancia, sin condiciones a la hora de hacer algo tan vital para ellos como es jugar.

Como era de esperar, el anuncio ha dado mucho que hablar, sobre todo en redes sociales, pero afortunadamente la mayoría de las críticas han sido positivas. Esta positividad es muy de agradecer, porque quiere decir que afortunadamente son mayoría las personas que al igual que Moschino, piensan que nuestros niños no deben sentirse forzados a jugar con juguetes que no desean, ni deben sentirse culpables por jugar con los juguetes que elijen simplemente porque les hacen ilusión.

Los niños no entienden de géneros, de roles, de etiquetas ni de estereotipos hasta que no los ven en los mayores, por lo que es posible que el mensaje de igualdad que aporta este anuncio, vaya dirigido más a los adultos que a los propios niños, para que entendamos que debemos dejarles que sean simplemente eso…niños, y que es positivo dejar que sean felices con sus propias elecciones.

barbie moschino

En esta ocasión el mundo de la moda, lejos de parecer frívolo y superficial, nos ha dado una lección sobre los errores que solemos cometer, y seguramente la pregunta que hace el niño, este pequeño Jeremy, al final del anuncio,  – “It’s Moschino Barbie for you?”, ha removido muchos recuerdos en hombres que, aunque jugaban con esta muñeca en su infancia, se sentían avergonzados de admitirlo. Moschino cree que es injusto que hoy en día, algún niño se vea en esta situación durante su infancia,  por eso apuesta porque nuestros pequeños sean como su moda, libres de expresarse, sin frenos, sin normas y con total naturalidad, así que, tal y como dice el anuncio…¡BARBIE MOSCHINO FOREVER¡

Realizado por Andrew Sánchez

BANNER-TESLA